fbpx

5 tips para la sesión de retrato corporativo de empresa

5 TIPS PARA LA SESIÓN DE RETRATO CORPORATIVO DE EMPRESA

Antes de liarte con una sesión de retrato corporativo de empresa, hay algunas cuestiones sobre las que debes reflexionar y decidir. Te las comentamos, una a una, en este post.

1. EL ESTILO DE LA SESIÓN DE RETRATO

Es muy importante decidir qué tipo de fotografías estamos buscando… Nos referimos al estilo de las fotografías. Y para eso, es muy importante tener claros cuáles son los valores de nuestra empresa.

Hazte estas preguntas:

¿Qué es lo que define tu empresa? ¿Qué la hace ser especial? ¿La tecnología con la que cuentas? ¿El entorno en el que trabajas? ¿Tus valores de preservación del medioambiente? ¿La responsabilidad social corporativa?

Tener todo eso claro, muy probablemente, te dará la clave para decidir qué estilo es el más adecuado para tu empresa.

Te lo cuento con un ejemplo:

Matías es el gerente de una asesoría fiscal y contable. Podría optar por una de las 3 opciones siguientes:

  • Una sesión de fotos clásica, con el Sr. Matías sentado en su sillón, tras la mesa del despacho, ofreciendo una imagen de seriedad y experiencia.
  • Unas fotografías menos rígidas en las que Matías aparece de pie, entre sentado y apoyado en la mesa de su despacho y con los brazos cruzados.
  • O una opción más desenfadada, presentando a un Matías más cercano, en mangas de camisa, arremangado y apoyando sus manos sobre el escritorio o incluso de pie y con la espalda apoyada en el quicio de la puerta de su despacho.

¿Te das cuenta de la cantidad de opciones? Pues eso es algo que tienes que decidir tú.

2. LA UBICACIÓN MÁS ADECUADA PARA LA SESIÓN DE FOTOS

Bueno, y ahora ¿dónde hacemos las fotos?”. Esa pregunta no puede formularse el mismo día de la sesión de fotos… ¡No! Hay que plantearse todo esto antes de tener al fotógrafo con la cámara preparada. Eso no quita que contemos con su experiencia, su opinión y sus recomendaciones, pero preguntémosle unos días antes, para evitar la improvisación.

En mi caso particular, a mí me gusta hacer las fotos en un espacio amplio, donde tenga un fondo con profundidad y donde me pueda mover sin restricciones. De hecho, eso es algo que suelo plantearle a la gerencia de una empresa que voy a fotografiar.

Piensa que, el día de la sesión, hay quienes están muy nerviosos; es un día importante para ellos porque es su cara la que va a verse y porque, en la imagen que ellos transmitan, va la reputación de la empresa. Y, como se suele decir, “hombre prevenido vale por dos”.

Así que plantéate cuál puede ser la mejor ubicación para las fotos. Y esta mejor ubicación para el retrato corporativo de tu plantilla también vendrá dada por las respuestas a las preguntas que te planteaba al principio.

Si tienes una gran planta de producción, quizás ese pueda ser el mejor entorno para presentarte. En la misma foto en la que te das a conocer estarás demostrando el potencial de tu empresa, su capacidad productiva. O quizás te interese fotografiarte fuera de tu despacho, en las instalaciones de un buen cliente tuyo, porque eso refleja la tipología de clientes a los que tú te diriges.

Hay ocasiones, sin embargo, en las que te interesa fotografiarte con un fondo blanco, sin más, porque sólo quieres presentarte y no deseas generar ningún debate en torno a tu profesión. Pues perfecto, es tu decisión.

Para eso sirve cuestionarse las cosas, para decidir conforme a un razonamiento y de la forma que uno considere más acertada.

3. EL VESTUARIO, LA INDUMENTARIA

Por supuesto, también hay que decidir qué ropa me voy a poner para la sesión de fotos. ¡No todo vale! Y no, no te voy a comprar la idea de: “es que nosotros somos así, informales, frescos, vivimos al día, no planificamos… ¡somos artistas!”.

Está bien, pues transmítele a tu cliente esa idea, la de alguien que vive al día, que es informal y que no planifica. Seguro que te compran…

No seas iluso, hasta el que lleva una camiseta de Star Wars, de Stop Nuclear Weapons, de The Simpsons o de Torrente IV, lo hace con una intención, porque eso habla de él y porque eso comunica. Y si tú no te planteas esas cosas, nunca es tarde para empezar.

Así que, decide qué indumentaria vas a llevar tú y tu equipo humano a la sesión de fotos de retrato corporativo de tu empresa. ¿Interesa llevar la ropa o el uniforme de trabajo? Pues posiblemente sí, porque habla de ti, habla de tu empresa y habla de la tarea que lleváis a cabo. Y si, además, esa ropa lleva el anagrama de la empresa, miel sobre hojuelas.

4. AVISA CON TIEMPO A TODOS LOS IMPLICADOS

Bueno, si has llegado hasta aquí, es porque realmente te importa qué imagen transmites a través de las fotografías a quienes navegan por tu web, te ven en las redes sociales o te siguen en Linkedin.

Así que, otra cuestión muy importante para garantizar un resultado mejor, es avisar a todo aquel que vaya a salir en las fotos con suficiente antelación.

Es un buen día para ir afeitado o con la barba arreglada, quizás a alguien le interese dedicar 3 minutos más a su peinado o a su maquillaje, incluso alguno tenga tiempo de plancharse la ropa. Y no, parece trivial pero no lo es. Y es más, tus empleados agradecerán que les avises, se sentirán integrados en la empresa y entenderán que de su imagen, también depende la percepción del conjunto de la empresa, la reputación de la empresa.

5. CONTRATA A UN PROFESIONAL

Y después de todo esto, de darle vueltas al coco y de tener a todo tu equipo perfectamente acicalado y preparado para la sesión, ¿te planteas llamar a tu cuñado para ahorrarte un dinerito o porque hay compromiso?

No te equivoques, el único compromiso que hay es el tuyo con tu empresa, con la reputación de tu empresa. Y, por otra parte, lo que hoy parece un ahorro, puede provocar la ruina del mañana.

“No hay una segunda oportunidad para causar una buena primera impresión”

Imagino que estarás de acuerdo, ¿no? Pues sé coherente y empieza a actuar en consecuencia.

RESUMIENDO… 5 TIPS SOBRE RETRATO CORPORATIVO

Y aquí lo dejamos, no sin antes recapitular todo lo que hemos hablado.

Tu empresa necesita y merece un reportaje de retrato corporativo para convencer a tus clientes. Y hay 5 tips fundamentales para antes de una sesión de retrato corporativo de empresa:

  1. Decidir el estilo de las fotografías
  2. Concretar la ubicación más adecuada
  3. Pensar en la indumentaria a llevar
  4. Avisar con tiempo al personal que va a aparecer en las fotografías
  5. Contar con la ayuda de un profesional

Muchas gracias por haber llegado hasta aquí. Si te ha parecido interesante, compártelo en tus redes sociales e invita a quien consideres que también puede interesarle, para que le echen un vistazo.

Y si te estás planteando encargar un reportaje de fotografías para presentar a tu plantilla, mira todo lo que podemos ofrecerte para tu sesión de retrato corporativo de empresa.

Si te ha gustado, comparte este artículo en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email